Información del clima: Hechos sobre fenología

A través de América, el cambio climático ya ha empezado a interrumpir el ritmo de la naturaleza. Las plantas han comenzado a florecer en momentos diferentes comparado a tiempos atrás, en gran medida conjuntamente con las tendencias de temperaturas y precipitaciones a largo plazo. La Red Nacional de Fenología de los Estados Unidos ha recopilado algunos de los análisis más exhaustivos de los cambios de estación de flores observados en cada región de los Estados Unidos, que se resumen a continuación.

  • Deshielo de Alaska afecta floración: En Alaska, donde las temperaturas promedio han aumentado dos veces más rápido que en los Estados Unidos continentales, deshielos del Ártico prematuros se han asociado con las floraciones tempranas de flores de montaña. Sin embargo, no está claro si todas las plantas están “enverdeciendo” más temprano que antes, por lo menos en escalas temporales de décadas.
  • Flores florecen más temprano en las planicies centrales: En el granero de la nación, donde las temperaturas medias anuales han aumentado en 1.5 grados Fahrenheit desde 1970, el trigo ahora florece seis a 10 días antes de lo que lo hizo hace 70 años. En Dakota del Norte, la temporada de crecimiento promedio ha aumentado en casi un 17 por ciento desde el comienzo del siglo 20 y el 41 por ciento de las 178 especies de plantas más comunes de Dakota del Norte florecen mucho antes o después hoy que aproximadamente 50 a 100 años atrás.
  • Primavera temprana, flores tempranas en el Medio Oeste: El Medio Oeste ha observado las temperaturas promedio incrementarse y en los aguaceros de verano son el doble de lo registrado el siglo pasado. Comienzos tempranos de la primavera han alentado fuertemente el florecimiento adelantado de las flores, más adelantado que en 30 años atrás.
  • Plantas del nordeste florecen mucho antes en estos días: En el nordeste, algunos de los florecimientos de primavera más esperados son los emblemáticos cerezos de Washington, DC, cuyo errático período de floración ha frustrado a los turistas y organizadores de eventos en los últimos años. En general, estos árboles ahora florecen alrededor de siete días antes de lo que lo hicieron en la década de 1970. Gracias a Henry David Thoreau, los científicos tienen datos de floración de Concord, Massachusetts que se remontan a 1852, y los análisis recientes muestran que sus plantas florecen siete días antes, en promedio, que en la época de Thoreau. Sorprendentemente, los arándanos florecen 21 días antes ahora, y las flores silvestres alazán de madera ahora florecen un mes antes.
  • Deshielos tempranos afectan la temporada de floración del noroeste: En el noroeste del Pacífico, lilas y la madreselva ahora florecen alrededor de 7.5 a diez días antes que hace 40 años. Gran parte de este cambio corresponde con el derretimiento del hielo más temprano que se ha vinculado a inviernos más cálidos en los que más precipitaciones están cayendo en forma de lluvia en vez de nieve. De hecho, la cantidad de nieve en las montañas del noroeste del Pacífico ya ha decaído, en promedio, en 25 por ciento en los últimos 40 a 70 años.
  • El sureste observa las temporadas de floración en la primavera más tarde: En un giro interesante, los inviernos del sureste se han tornado mucho más cálidos de lo habitual y muchas plantas no parecen seguras de que el invierno ha pasado, por lo que en realidad están floreciendo más tarde que antes. Las muestras de plantas de la Florida que necesitan fríos de invierno se recogieron entre 1819 a 2008, y en un análisis mostraron que las plantas nativas y no nativas ahora florecen de cuatro a 19 días más tarde que en el siglo 19. Gran parte de este retraso se conectó a la variabilidad de las temperaturas mínimas. Alternativamente, las plantas del sureste pueden haber desarrollado cautela con el creciente número de “falsas primaveras,” cuando el tiempo primaveral a comienzos de temporada provoca períodos de florecimiento seguidos por heladas fuertes y dañinas. Períodos más tardíos de floración pueden reducir las posibilidades de que estos eventos las afecten.
  • El agua dicta la época de floración en el oeste: En el suroeste, la temporada de floración es primordialmente impulsada por uno de los recursos más escasos de esta región, el agua, a pesar de que las temperaturas medias han aumentado más que en cualquier otro lugar en los EE.UU. continentales. En este caso, el deshielo ofrece gran parte de esa agua en la primavera y los  deshielos prematuros (como resultado de inviernos más cálidos) han provocado flores tempranas. Por ejemplo, la Lily Glaciar en Colorado floreció 3.2 días más temprano por década durante un período de 30 años.

 

Fuente

  • USA National Phenology Network, 2013.  “Observed Changes in Phenology Across the United States Information Sheet Series.”  Accessed Online 4 April 2013, https://www.usanpn.org/node/20389
HEAR MORE FROM NEEF